Manual práctico del emigrante venezolano moderno

http://www.postsecret.com

Es un asunto que flota en el pensamiento colectivo venezolano. Lo quieras o no, lo puedas hacer o no, siempre estará presente. Es básicamente una opción alternativa a todo lo que estés haciendo ahora con tu vida: puedes graduarte del bachillerato, cambiar de carrera, cambiar de universidad, renunciar a tu trabajo, puedes suicidarte y puedes emigrar.

Luego de que yo tomé mi decisión -y no me pregunten por qué, ya que en realidad no estoy enteramente convencido de haber emigrado por la delincuencia, la economía, o la locura de vivir siempre en un clima de guerra- me vino la idea de hacer un magno resumen para todos aquellos que andan en ese dilema de The Clash: Should I Stay or Should I Go. Yo me fui, sin ningún rencor ni posición ideológica extraña. Yo me fui por una mezcla de factores mundanos -en los cuales se incluye toda la catástrofe de país que tenemos en relación a la seguridad personal- y por otra parte de factores psico-filosóficos –vive la vida y su combo de patrañas-. Yo me fui, y con todo los problemas, no estoy convencido de que sea una mala desición.

Ahora, tú, que estas pensando en emigrar y vienes en busca de consejos. Es básicamente así: esto es probablemente lo más difícil que vas a hacer en tu vida.  Una carga emocional inimaginable que va mucho, muchísimo, más allá de “extraño comer pirulines” (aunque, la verdad sea dicha, extraño comer pirulines).

Siempre pensé que esos venezolanos en el exterior que se volvían gastronómicamente nacionalistas eran en demasía ridículos y que además, eso no me pasaría a mi. Voy a enumerar los errores de concepción que tenía sobre lo que significaba emigrar y lo que descubrí cuando de hecho lo hice. Les presento lo que tengo de sabiduría obtenida con el método antiguo del ensayo y error. Esto va para largo y es para leer con tiempo y calma. Disfruten.

  • Cosas erradas que tiendes a pensar antes de irte.

-Error Nº1: nada, nunca, es tan simple como parece.

Extrañar un perrocaliente no significa que si te mandan un perrocaliente por MRW estarías feliz. Extrañar va mucho más allá. Estamos hablando de la posibilidad que tenías antes para comer un perrocaliente -aunque no lo hicieras muy a menudo- cuando te diera la gana. Ahora, a un océano de distancia, incluso si consigues un puesto de perrocalientes callejero con condiciones de higiene tan precarias que emulen a la patria, no es lo mismo. No es lo mismo decirle “con todo” al perrero, no es lo mismo actuar como un beisbolista multimillonario haciéndose el güevón en una cuña de Malta Regional para darle una imágen de popular -y por popular me refiero a populista– a la marca. Sí claro, Johan Santana, todos sabemos que comes perros en un pueblito del interior y eres panita de los obreros y guachimanes 😉

-Error Nº2: nunca “cambiar de estilo de vida” se refiere a las cosas que tú pensaste, y de igual manera, es más difícil en la práctica que en la teoría.

Antes de irme, una de las cosas que sabía a ciencia cierta, quizás la única sobre la cual tenía certeza, era que mi estilo de vida iba a cambiar radicalmente. Asumía esto con una especie de extrañeza y entusiasmo, principalmente extrañeza adolescente de “qué loco, ¿no?” en lugar de lo que debería ser: todo lo que hacías, todo lo que odiabas, todo lo que amabas, todo eso murió.

Voy a tratar de explicártelo como a mi me habría gustado que me lo explicaran: Es obvio que vas a pelar bola, pero simplemente no de las maneras más obvias. Ya asumiste que probablemente vayas a tener que trabajar, y no te importa, teóricamente. Ya asumiste que vas a rebajar tu calidad de vida. Pero es bien distinto sentirlo. Voy a darte un ejemplo basado en mi experiencia: cuando me mudé a mi propio cuchitril, no tenía vasos, solo dos tazas. ¿Has tomado agua en tazas?, te hace pensar. ¿Adivina dónde está la salsa rosada que hice la semana pasada?, en una taza. Y no, amigo, la solución no es ¨compra vasos y recipientes¨, te repito el error Nº1: nada, nunca, es tan simple como parece. Los primeros días, por ejemplo, me tenía que peinar viendo mi reflejo en el microondas, pues no tenía espejo. ¿Te has peinado en un microondas?, yo nunca lo había hecho y no llegué a pensar que lo haría. No es que te moleste físicamente realizar estas acciones, todos podemos caer en pilóto automático y hacerlas y ya. Lo que molesta es después, al momento de reflexionar sobre lo que eras y lo que eres, y sobre la pregunta que a mi como emigrante me aterra más: ¿Valió la pena?. ¿Vine de tan lejos para acabar peinándome en un microondas?. ¿De qué manera es esto mejor?.

Y no es un reclamo sifrino sobre querer beber del Santo Grial, es algo que te va a hacer sentir físicamente como ha cambiado tu vida. Eso por no hablar de las demás cosas más importantes (como vivir en un sitio que está simplemente… inclinado) hasta ahora me he concentrado en las cosas pequeñas. ¿Sabes qué me rompe las pelotas cuando estoy reflexivo?, darme cuenta de que estoy viviendo en un apartamente que con cocina, baño, y cuarto, es del tamaño de la mitad de mi sala en Valencia. ¿Sabes qué es más jodido?, el eco persistente de una voz que dice “sin embargo, es mejor”. Cabe destacar, nunca estoy realmente convencido de que esto sea mejor que cualquier cosa.  Es básicamente sacrificar tu calidad de vida por una garantía de vida.

-Error Nº3: ahora puedes mandar todo a la verga.

Grandísimo error. Yo nunca pensé de esa forma, pero es completamente entendible que alguien lo haga. Hoy en día soy más que nunca dependiente del gobierno venezolano, de mis amigos, de las instituciones a las que pertenecí, y de cualquier cosa que formara parte de mi pasado. Comienzas a entender que todo aquello de tu pasado es lo que te conforma como persona. Al final del día somos simplemente un cúmulo de experiencias y recuerdos. Es imposible desligarse de nada, y esto no es en lo absoluto un ¨final¨, esto es el principio. Si crees que la vida es compuesta por capítulos perfectamente ordenados estás mal. Tu pasado se va a mezclar con tu presente más que nunca. Vas a pensar literalmente en todas las personas que tuvieron una influencia en ti, sea positiva o negativa, quizás las aprecies más. Hazlo con calma, vete, y si aprovechaste tu experiencia en el exterior, probablemente comiences a comprender mejor las cosas. No caigas en el infantilismo de una novia resentida y comiences a hablar paja de lo que odias, simplemente vete y reflexiona. Esto va especialmente para los que van a terminar bachillerato y piensan que de alguna manera eso es la conclusión de algo. Noticia: los finales son siempre más decepcionantes de lo que te imaginas. No hay ninguna conclusión definitiva, graduarte no te separa del colegio ni de lo que eras. Incluso se podría decir que graduarse es el principio, una muestra de esto es que quizás luego de graduarte comiences a hablar con personas con las que no solías hablar mucho en el colegio -probablemente es porque cada quien andaba en lo suyo- simplemente porque comparten esa relación de pasado, y aunque no lo creas, todos esas bestias que consideras imbéciles intrascendentes de tu pasado, son parte de ti, son parte de tu presente. Sé que suena bastante incoherente, otra vaina: prepárate a sentir cosas incoherentes. Y probablemente te sientas ahora, en otra latitud, más promo que nunca.

-Error Nº4: “explorar nuevas facetas” es siempre positivo.

Este es uno de las pocas cosas buenas que todo el que emigra tiene claro antes de irse. Es una especie de ¨me vaya bien, me vaya mal, pase lo que pase, podré hacer/ser otra/s cosas¨. Parte de este principio y no te equivoques como yo lo hice en mi ingenuidad: Eres lo que que eres y tu ubicación geográfica no lo va a cambiar. Naturalmente, puedes intentar ver que tal es tu “Mauricio positivo, despreocupado, y habilidoso socialmente”. Ya comprobé de nuevo que la sangre nos llama y que la vena separatista es más fuerte que cualquier convención social. Pero es básicamente así: Para cumplir la parte de “vamos a ver que pasa si actúo distinto esta vez” vas a tener que meterte muchas de tus opiniones por el culo mientras al mismo tiempo asientes enérgicamente con una sonrisa en la cara. Por ejemplo, el Mauricio positivo jamás diría que le parece estupidísima la idea de ir al cine a las 12 de la noche en un arrebato adolescente sin sentido justamente para probar lo contrario –no somos adolescentes y somos gente grande que sale del cine a las 2 am (?)– además diría que la persona que promovió esa idea -la puta de Inês- es un ser patético y miserable que debería dejar de ahogar sus inseguridades personales mediante los comportamientos grupales que le ayudan a ignorar su realidad y a quizás intentar demostrarse a si misma que es importante para la vida de alguien en este mundo. No jodas tanto, Inês, y deja de mandarme SMS todos los días diciendo que si queremos “cenar en familia” que vayamos a X o Y parte, tenemos poco más de dos meses conociéndonos. Mi familia está en el otro lado del océano y es compuesta por gente loca que con todo y sus dramas mundanos son mucho más reales que tú y tu falsa simpatía.

Odio a los grupistas y todas sus mierdas grupales.

¿Tienes algún problema con eso?. ¿No?...

Prosigamos.

Cosas que te ayudarían a emigrar:

  • Ser pobre en Venezuela definitivamente haría tu experiencia mucho más fácil. Quizás no ser pobre, pero sí ser pelabola y estar acostumbrado a organizar tu vida en base a la vida del conductor de autobús de turno.
  • Tecnología. Si vas a emigrar, cómprate una laptop y un buen micrófono USB. Skype, MSN, y las redes sociales serán tus mejores aliados para no perder el rumbo y obtener un poco de perspectiva. Aunque, a veces, la única perspectiva que vas a recibir será: Pa’lante marik. Créeme, ese pa’lante se puede perder de vista facilmente, no todo es tan simple como parece.
  • Tener ya una carrera. Obviamente no serán la mayoría de los casos, pero emigrar ya teniendo una licenciatura en cualquier cosa facilitaría mucho las cosas. No voy a hablar en lo absoluto de mercados de trabajo, primero porque no sé nada de eso, y segundo porque a ninguno de mis lectores les interesan (aquí trabajamos con otra sector demográfico, yo. Somos como MTV pero con ética). Te lo pongo así: Ya es difícil lidiar con la realidad de emigrar, a eso súmele lidiar con las frustraciones académicas (todos tenemos nuestras historias en este campo), también podrías adicionarle toda la confusión inevitable y adolescente. Es jodido, pero justamente la mayoría de personas que emigran, aquellos bachilleres que se van a estudiar al exterior son los que la tienen más difícil. No sólo se tienen que llevar a otro mundo por delante, sino que se tienen que demostrar que no son unos perfectos inútiles a ellos mismo y a los demás. ¿Sabes esa sensación adolescente de que estás a un paso de terminar oliendo pega?, añádele el invierno del norte y las calificaciones escritas con marcador rojo. Créeme, nunca subestimes tu capacidad para sentirte patético.
  • No ser estúpido. Ni siquiera voy a poner “ser inteligente” o algo así. Primero porque tendríamos que definir inteligencia y luego caer en la mongolicada de “hay varios tipos de inteligencia…”. Tú sabes si eres inteligente o no, tú sabes si te distingues de los demás ya sea por pensamiento o acciones, tú sabes si estás de alguna manera más consciente de la realidad que los demás. Quizás seas un idiota en negación, en ese caso, estás predestinado a sufrir y -a diferencia de nosotros- no obtener nada a cambio. Si eres estúpido no aprenderás nada, si eres estúpido lo mejor que te llevarás contigo son prejuicios y generalizaciones. No seas estúpido, das una mala imagen del resto en el exterior. Si eres estúpido, lo serás aquí o en la China, no emigres buscando un renacer intelectual. No emigres pensando que vas a absorber cosas positivas del entorno, quizás incluso simplemente refuerces los malos hábitos que hay en ti.
  • Gente cojonuda. Clint Eastwood y ese tipo de gente son pura inspiración. En Valencia tenía una especie de mural hecho de collages de recortes de fotos de prensa y dibujos míos hechos sobre hojitas de post-it. Tenía a Renny Ottolina, Pancho Villa, John Lennon, Pérez Jiménez, y Angus Young. Puros ejemplos a seguir en el área de: fuck what others think & do your own thing. Es decir, para emigrar, debes estar dispuesto a caerte a plomo por tus opiniones y defender a sangre y fuego tus ideas. En caso de que seas débil, corres el riesgo de fundirte en la masa para buscar aceptación en esta nueva cultura. La gente cojonuda refleja su presencia en las artes. Y es inexplicable el sentimiento de sobrado/malandroso/tropical/HerecomestheMambo que me da al entrar por las puertas de esa fria institución europea repleta de autómatas escuchando a un tipo enorme apodado Budú diciendo “La Planta, El Rodeo, San Juan y Tocorón. Tocuyito, Santa Ana, y Uribana. Y una bulla, ¿qué pasó?. Esas son las universidades de la vida. (…) Ay malanga, yo quiero fumar malanga” (sé lo que estás pensando, pero de pana, escuchar esa canción en ese contexto es de las mejores cosas de la vida). De igual manera caminar por aquellos pasillos repletos de nórdicos cuya noción de música popular es un viejo con un acordeón y otro con una mandolina, escuchando nada más que a la Billo’s Caracas Boys y su “Te vas, y yo se que vas a volver, porque… a ti te gusta el Merecumbé” es invaluable, escúchala. Y te juro que sólo me puse escuchar seriamente estas cosas cuando me fui, es bueno regresar a las raíces musicales colectivas-inconscientes de uno y recordarse a si mismo que aunque vaya todo bien o vaya todo mal, ya cargamos con un morral de experiencias que es más pesado que el morral de miedos y que ambos los cargamos haciendo uso de la mejor cosa que tenemos: sabor tropical, como en los discos piratas que comprabas antes del internet. Por último, por favor, nunca entiendas “integración” como “dejar de ser lo que eras”. Pero abraza el cambio, es inevitable.

If you don’t stick to your values when they’re being tested, they’re not values, they’re hobbies.

Jon Stewart.

Cosas jodidas:

  • Juntar tu pasado con tu presente. Es indescriptible la sensación de extrañeza que me da meterme en Facebook y ver una noticia sobre Juan al lado de una sobre João. En muchos sentidos te sientes como si llevaras una doble vida, como si estuvieras dividido en dos mitades irreconciliables, como si fueras un doble-espía. ¿Consejo?: No me lo pidas a mi porque todavía no sé lidiar con esto. Simplemente trato de entenderme como un todo, no como un Mauricio el año pasado, Mauricio ahora. Pero igual es jodido, no había pensado en esto antes de irme, es algo que todos deberían considerar y ya.
  • No terminar de acostumbrarte. Por más que digas que tienes una cultura más europea que venezolana -mi caso-, no es así -mi caso, también-. Estás terriblemente predestinado a golpearte con una pared para darte cuenta de que dentro de tu corazón yace un terrateniente del gran Apure, aunque no estés completamente seguro de haber estado siquiera en Apure alguna vez. Esto también tiene su lado positivo, básicamente ganas muchísimo en autoconocimiento, lo jodido es que obviamente tienes este terrible sentimiento de estar fuera de lugar todo el tiempo. Pero ojo, ten cuidado de no acabar como un chino de esos de mierda que no saludan nunca. Hay gente buena, generalizar es un poco malo.
  • Pequeños rituales. Vas a tener que dejar de hacer muchas cosas que hacías, a veces incluso sin notarlo, y que te daban placer o satisfacción. O simplemente cambiar ciertos hábitos por comodidad. Por ejemplo, una de las vainas que me gustaban hacer cuando andaba concentrado en algo era ir del cuarto a la cocina, con un vaso pequeño y compulsivamente tomar agua una y otra vez. Quizás para distraerme de alguna manera, pero realmente llegué a alcanzar tales niveles de mecanización que algunas veces no sabía como había llegado hasta la cocina, sólo que estaba ahí tomando agua. Otro ritual que tenía era comer spaghettis crudos directos del empaque mientras trabajaba en algo. Otro era ocasionalmente levantarme temprano los sábados y conseguirme con la sorpresa de un juego del Manchester en Fox Sports. Otro era comer galletas con jugo de naranja en la tarde-noche. Mariqueras pues, estoy consciente de eso. Cosas demasiado pequeñas como para que te importen teniendo otras más importantes en las que deberías concentrarte (por ejemplo, graduarte de algo). Pero igual te importan, y es triste que hayas dejado de hacer tus pequeños rituales completa o parcialmente.
  • Desbalance corporal. Nunca pensé que esto habría de joder, pero es jodido. No he tenido la nariz, ni los labios, ni los ojos, en el punto correcto desde que me fui. El aire siempre es muy seco o muy húmedo. Lo siento pero no me parece normal que tu nariz sea un grifo sin tener gripe, o que te arda respirar debido al frio, y que tus ojos anden con una constante película de ¨neblina¨ debido a la mezcla entre la sequedad y el frio. Gotas artificiales para el alma.
  • Dinero. Los venezolanos la tenemos más jodida a la hora de emigrar que los demás. Yo siempre he sido paranoico con todo, y el dinero no es la excepción. Con cada euro que gasto tengo la necesidad impulsiva de realizar mentalmente la conversión en mi mente, en todas las tasas de cambio existentes. Repitan este comportamiento obsesivo con cada cosa que compres, realmente te vuelve un poco miserable. Además, pagarle a una persona para tener una casa se siente fatal, realmente está latente esa sensación de “podría ser indigente el próximo mes”.  Por cierto, qué bolas que el kilo de guayaba cueste 8 euros.
  • Lo normal. Extrañar la familia, amigos, hermanos animales de la pachamama, nubes -sí, son diferentes-, la costa-montaña -el Casupo era genial-, todas las montañas anónimas -es muy tedioso vivir en un sitio plano-, atardeceres naranjas, los edificios -los subestimamos demasiado, creo que no he visto uno mayor de diez pisos desde que me fui-, la lluvia que tumba cerros, semáforos, árboles y mata gente -disculpen, pero la extraño-. Ya saben, lo normal.

Anzoátegui 27-11-2010 (Raiza Díaz). Majestuoso.

Cosas buenas.

  • Ver de qué estás hecho. Dudo mucho que exista una mejor herramienta de autoconocimiento. Emigra y te conocerás un poco más. Vivir en otro país es algo que todos deberían hacer en la vida, como plantar un árbol o comer perrarina – una de ellas está pendiente. No diré cual de las dos-.  Punto.
  • Perspectiva del mundo. Ver otras realidades sin necesidad del LSD. Comprender por qué nos miran como seres exóticos y salvajes. Después de todo, estoy en un país en el que en el noticiero aparecen noticias interesantísimas sobre lo peligroso que es que un anciano llamado Zé Figueira decida utilizar una chimenea en lugar de un calefactor eléctrico. Mi punto con esto es: te darás cuenta de lo increíblemente rica que es la actualidad noticiosa -y por tanto la vida- en Latinoamérica. Además, te sabrás afortunado de haber nacido donde naciste. La mejor escuela que podrías haber tenido fue ese desastre tropical que te crió.
  • Superarte. Yo antes de irme era bien tímido en las situaciones más ridículas, incluso en relaciones comerciales como ir a la panadería -yeah, increíble- me ponía como una niñita cuando veía que había una fila de gente detrás de mi y yo no decidía que hacer ya que no había Coca-Cola, llevaba Frescolita simplemente para no seguir jodiéndole la vida a la gente y no ocasionar que aquellos maridos estresados por el caos citadino llegaran a sus casas amargados por aquél carajito de la fila de la panadería y crearan una nueva estadística en casos de violencia doméstica. Detesto la Frescolita por cierto. Uno de mis tantos mantras desde que me monté en el avión es Don’t be shy de The Libertines. “Don’t be shy. For if you are shy for tomorrow, you’ll be shy for one thousand days”. Si me vieran ahora, dando y preguntando direcciones en tres idiomas. Honestamente, una de las pocas cosas completamente positivas de toda esta experiencia. Puro talento venezolano, calidad de exportación, producto nacional. Como el Mal de Chagas, Hermano, y Chino y Nacho. Denme un Grammy y un premio del FestivalRusoExtraño® ahora mismo.
  • Prejuicios. Algunos de tus prejuicios del pasado te patearan en el culo, y ya no tomarás posturas ideológicas tan precipitadas. Por ejemplo, yo antes creía que el acento brasilero era encantador y el portugués despreciable. Ahora comprobé que la pronunciación brasilera es simplemente demasiado exagerada en algunas cosas (pídanle a un brasilero que diga “futebol” y me entenderán). Además, que te traten de “usted” todo el tiempo es incómodo (lo siento por los gochos, colombianos, y afines) e incoherente (gente mayor que tú diciéndote ¨você¨ está mal). Naturalmente tienes que amplificar este ejemplo a áreas más significantes de la vida, pero realmente si ganas algo de sabiduría de viajero comenzarás a comprender mejor la vida, el universo y todo (si no caes en una confusión magistral que se lleve los mejores años de tu vida y termines loco diciendo que eres el cacho de la hija de Chávez y que por eso estás en el exilio).

Así que… ¿al final es bueno o malo?.

Es difícil. Es enriquecedor, amplías tu visión del mundo, creces como ser humano, y aprendes a apreciar más las cosas. Pero hey, ¿sabes qué también hace todo eso?: Ser secuestrado por la guerrilla.
No eres tonto, entiendes mi punto. Si estás pensando en tomar la decisión velo como yo lo vi en mi momento: Simplemente que no me lo voy a perdonar si dejo pasar esta oportunidad.
Sea bueno, sea malo, sea las dos cosas a la vez (amigo, tengo una nota en mi celular que se llama ¨Agridulce tiene un nuevo significado¨. Ya me entenderás), es algo que deberías eventualmente vivir. La otra opción es quedarte en tu zona de seguridad, poseer una visión mucho más irreal del mundo o de los humanos, y mojonearte a ti mismo repitiendo: YO NO ME VOY A IR PA TERMINAR LIMPIANDOLE LA POCETA A UN GRINGO… BIBA BENEZUELA!! (8) LEONES MARICOS JAJAJA (H).

En caso de que ya decidiste irte y estés con los boletos de avión en mano: Bravo. El simple hecho de dar ese paso es algo que la mayoría de las personas no logra. Y no le creas a algunos, irse a vivir de otra ciudad a Caracas no es ni de vaina remotamente parecido, tú sólo en trámites aeroportuarios ya hiciste más que ellos. ¿Qué deberías hacer?. Pasa tiempo con la gente que aprecias. Haz un par de cosas estúpidas en pro de crear recuerdos, yo sé que en mi último trimestre lo hice y no me arrepiento. Naturalmente, tú podrías morir y entonces habrías arruinado todo antes de que empezara, pero personalmente te digo que hagas esas cosas estúpidas con tus amigos -y sí, créeme, tienes amigos- de cualquier manera. ¿Cómo deberías sentirte?. No sé. Todos lo encaran de manera distinta, yo sólo tuve el sentimiento de “Mieeeeerda ya no hay marcha atrás, y todo está tan lejos… es como estar muerto” un día después de llegar. Afortunadamente no lo he vuelto a tener, pero es terrible. Suerte con eso, honestamente, seguiremos aquí.

¿Te vienes a Europa?. Debes estar emocionado investigando cosas sobre universidades. Un par de cosas: Nunca le creas a los comentarios de los estudiantes de Erasmus, todas sus opiniones están sesgadas por sus rasgos culturales y socioeconómicos. Nadie va a estar en en la misma condición de emigrante que tú, todos casi seguramente tienen más dinero, van a hacer más turismo por Europa, no tienen la misma sensación de riesgo y regresarán a sus casas con sus familias cada vez que tengan más de tres días libres. En serio, sus opiniones son irrelevantes, especialmente si son españoles, los reyes de la exageración.”Soy español pero no me acepto como español sino como catalán/vasco/gallego y me parece que España está terrible y se está cayendo a pedazos y que la delincuencia se la está comiendo pero jamás he sido asaltado en mi vida…”. Prepárate en general para la desilusión, pero de una manera positiva y jamás derrotista. Nunca le creas a las páginas de las universidades; todo es mentira, todo es marketing. La gente es gente, en todas partes. Prepárate para aceptarlo.
En resúmen, vete y repite esta frase que me ha sido de gran ayuda todo el tiempo:

.


No creo en NAIDEN pa’da chuleta!.

Esto va en honor a todos los que nos fuimos, se van, y se irán. Excluyendo, por supuesto, a las personas que creen que irse con una de esas compañías elegantes como EF cuenta como emigrar. Claro, puede que estés en otro país conociendo otra cultura, pero igual andas en una burbuja de seguridad bien inflada e irreal. Además todos sabemos que esos internados son pura pachanga multiétnica, se serio y admite tus vacaciones como son.

Anuncios

126 comentarios en “Manual práctico del emigrante venezolano moderno

      1. Hola Mauricio, como haría para comunicarme contigo a través de whatsapp o Facebook o cualquier otra red social? Me interesó mucho tu artículo y quisiera saber un poco más, aunque es bien MÁS todo lo que has publicado!

        Me gusta

  1. Primera vez que comento, y es para felicitarte por este post, está buenísimo. Llevo un mes que me vine a estudiar (yo si vuelvo a Venezuela en un año) y esto ha sido… pues de todo, ya has de saber como es. Aquí en solo un mes he pasado por una mezcla de todo tipo de emociones, a veces al mismo tiempo, pero siempre, aún cuando ya a veces extraño cosas y gente de Venezuela, estoy alegre de la decisión que tomé de venirme.

    “No sólo se tienen que llevar a otro mundo por delante, sino que se tienen que demostrar que no son unos perfectos inútiles a ellos mismo y a los demás. ¿Sabes esa sensación adolescente de que estás a un paso de terminar oliendo pega?, añádele el invierno del norte y las calificaciones escritas con marcador rojo. Créeme, nunca subestimes tu capacidad para sentirte patético”
    No tienes idea de lo mucho que me identifiqué con esta parte… es increíble, no sé porqué, pero aquí soy más sensible… hago algo mal o salgo mal y me molesto, me siento inútil, y ¡dígame cuando no sé cómo decir algo porque no se la traducción inmediata! *Frustración*

    “Es indescriptible la sensación de extrañeza que me da meterme en Facebook y ver una noticia sobre Juan al lado de una sobre João. En muchos sentidos te sientes como si llevaras una doble vida, como si estuvieras dividido en dos mitades irreconciliables, como si fueras un doble-espía.”
    Totalmente, entro y veo los nombres árabes, con un apellido alemán, el otro nombre en portugués y todos ellos al lado de una Marianna. Ok… si, claro ¿queJesto? Jajajaja, pero ahí a veces más bien sonrío para mis adentros, #noseporque. En fin, sí, creo que por más que sea, no es nada de que preocuparse, más bien termina siendo todo lo contrario.

    Nuevamente me has quitado las palabras de la boca con: “No terminar de acostumbrarte”, “Pequeños rituales”, “Desbalance corporal”, “Dinero” y con la mayoría de “Lo normal” también jajajajajaja… definitivamente hay cambios radicales cuando uno se va de su país… Y nuevamente de acuerdo con la parte de los Prejuicios…

    Me gusta

  2. Me quito el sombrero.
    Muchas de tus relfexiones me han recordado a nuestras conversaciones analiticas y esta demas decirte, que esa es nuestra realidad latente.
    Bueno, es que no estamos solos amigo mio. Aunque no sepamos que carajo estamos haciendo ahora -capaz sea un poco ingenuo de mi parte decir- a larga comprendemos el meollo del asunto, solo para luego tener el doble de las interrogantes que antes teniamos. Interesante, no?

    Definitivamente es una experiencia y una oportunidad. Siendo un poco optimista -tu sabes como soy- digo que capaz esto tambien forma parte de ese curriculum que formamos de cosas que somos capaces de hacer. Obvio todo nos arrecha, nos deprime. Pero tambien nos alegra.

    Es verdad que seremos lo que somos estemos donde estemos. Pero nunca sabremos quienes somos sino intentamos, no es asi? Explotando nuestras capacidades y abriendonos caminos a aquello que nos permitira ser profesionales, pero mejor aun: Mejores personas! (:

    Excelente reflexion!!!

    Me gusta

    1. Ya sabes que me inclino a la negatividad, pero demás está decir que espero que tengas razón y realmente es indudable que esto sino nos hace mejores personas, nos hará más fuertes. Y eso ya es otra forma de ser ¨mejor¨, so… tú ganas como siempre jaja.

      Me gusta

  3. Tantas cosas que quisiera expresar al respecto de ser emigrante, pero creo que nunca las hubiera dicho tan bien como tu lo has hecho en este post.

    Hay otros detalles que no tocaste como el tema de estar solo, y lo difícil que puede llegar a ser.
    Allá en Venezuela eres el papa’ de los helados, le huyes a las etiquetas de fotos en facebook, a las solicitudes de amistad y hasta te escondes de algunas personas. Y de pronto emigras y caes en el anonimato… Es bueno porque ya no te cuidas la espalda, pero te puedes llegar a sentir tan malditamente solo. Antes de emigrar le rogabas a la vida que te diera tus espacios de soledad, ahora piensas que quisieras compartir momentos con alguien.

    Es patético, pero uno puede llegar hasta a desear compartir las papitas de Mcdonalds.

    Otra cosa que considero importante es que como extranjero siempre vas a ser la última opción. De tí se espera más, a tí te la ponen más pelua’. Por ejemplo, como requisito de idioma para ir a estudiar a Estados Unidos, a parte de notas, prueba interna y demásES, te piden un Score en un test llamado TOEFL (Test of english as foreign language). Depende de la carrera que quieras y la uni te piden más nota. Se supone que aquí sólo evalúan tu inglés, pero el 90% de los bachilleres Estadounidenses con Inglés como primer idioma no sacan un score decente para entrar a la universidad. A ellos no se los piden, pero GUESS WHAT, a los extranjeros sí. Y con esto no entras a la uni, es sólo un requisito.

    Si vienes de Sur América (o cualquier parte que esté al sur de los Estados Unidos), es peor. Y si no eres catire o no tienes un apellido difícil de pronunciar, ingéniatelas porque siempre creerán que eres el ignorante, el que no sabe hablar, o que eres indígena. Y aquí es donde viene la parte del “Talento nacional exportado” (o exiliado) que hay que demostrar. Enseñarles que aunque eres moreno y vienes del tercer mundo sí sabes dónde queda el Medio Oriente, o qué religión se practica en Israel. Y hacerse ganar el respeto, que al final creo que es una de las cosas más importantes.

    Como tu dices, “para emigrar, debes estar dispuesto a caerte a plomo por tus opiniones y defender a sangre y fuego tus ideas. En caso de que seas débil, corres el riesgo de ¨fundirte¨ en la masa para buscar aceptación en esta nueva cultura”, Pero vamos, hay que tener un intermedio en esto, también hay que abrir la mente y aceptar nuevas cosas. Si te vas a un país de primer mundo tienes que cambiarte de sintonía y entender que la gente respeta las colas, que los gays andan tomados de manos en las calles, que el agua y la cerveza nunca más serán más baratos que la gasolina, y que a la gente no le importa qué hacen tus papás o de qué familia vienes, aquí eres tu, es por tu cuenta.

    Y bueno, aparte de los perro calientes o “asquerositos”, apuesto a que también también extrañas a Luis Chattaing y a Mario Silva, y seguramente ningún otro país al que emigremos pondrá Trending Topics tan interesantes como el nuestro al hablar de Franklin Brito, del Miss Venezuela o dejarle Tweets @Chavezcandanga.

    Me gusta

    1. Sí, hubo un par de cosas que faltaron. Pero igual es intencional, porque traté que fuera más desligado de lo emocional. Incluyendo la soledad y discriminación. La intención es básicamente esta: ¿Qué me habría gustado leer antes de irme?. Y la respuesta es una guía objetiva, práctica, y no un monólogo emocional. Además, siempre he tenido claro lo difícil que es hacer nuevos amigos significativos. Pero igual definitivamente tendré que desarrollar tu idea en el futuro. Lol lo de las papitas, es tan cierto.

      Me gusta

  4. Mauricio, me has dejado totalmente impresionada, sobretodo porque me siento identificada en cada una de las cosas que has escrito. Estoy en españa y defintiivamente este fenomeno nadie mas lo podria haber descrito tan bien como tu… Felicitaciones, me quito el sombrero.
    A ver si algun dia nos vemos, no estamos tan lejos 🙂
    Saludos y un abrazo

    Me gusta

    1. Linda! que chévere verte por aquí, siempre ando pendiente de ti -stalker-. Estoy viendo en GoogleMaps, y mi ciudad queda a 3:41 horas de la tuya en carro -que no tenemos, pero x’s-, realmente sería pecado no vernos un día. En serio hay que cuadrar algo

      Me gusta

  5. tremendo post hermano, lo felicito.

    por tus tweets algunas cosas de lo que has escrito aqui ya las sabia pero leerlas en conjunto resulta ser una leccion invaluable para quienes esten pensando vivir fuera.

    yo hace mucho que descarte la idea, mas que nada por mi hija Jely de la que no podria separarme mucho tiempo y que no seria nada facil iniciar tramites para en un escenario llevarmela (creeme, es muy complicado por mas que alguien lea esto y me diga “tienes que hacerlo por ella” como me han dicho varias veces).

    respeto a gente como tu que se fue estando consciente de todo, sin pensar en que llegarian a otro pais y que los recibirian con un trabajo y un cheque de sueldo al bajar del avion. conozco mucha gente con esa mentalidad y tambien he visto a muchos de ese grupo devolverse con las tablas en la cabeza.

    aun no veo el pais tan insoportable (pero muy lejos del paraiso que nos pinta el gobierno) como para pensar seriamente en irme, y ojala no lleguemos a un punto donde tenga que pensarlo.

    nuevamente te felicito por el post, y nada men, sigue en tu vaina, a ver cuando cuadramos una conversa mas extensa.

    Me gusta

    1. A la gente normalmente se le hace fácil hablar desde una perspectiva comodista. Lo cierto es que es bien difícil tomar una decisión sobre otra persona y encima con el simplismo de ¨es por un futuro mejor¨. Lo que yo te diría es que le des a Jely las herramientas necesarias para que en caso de algún día ella tomar la decisión, esté mejor preparada. Algún curso de idiomas, contacto con culturas extranjeras, y -sé que es despreciable- jurungar papeles en búsqueda de una segunda nacionalidad. Pero sí, Venezuela no está tan mal como para irse corriendo en medio de algo, es más una cuestión de timing perfecto -terminar el bachillerato, terminar la universidad, etc-. Pero así de la nada, irse como un cubano, no. Definitivamente tenemos que hablar mejor un día, siempre estoy pendiente de tu blog.

      Me gusta

  6. Muy buen post, me gusto mucho este post como tu dices el mejor del blog, yo también pensé en emigrar de Venezuela incluso te lo dije un par de veces hice los tramites iniciales para irme a España estudiar, pero al mismo tiempo que realizaba todo se empezaban a acumular esos temores de dejar como tu dices comodidades o simplemente dejar tu país, uno esta consciente que lo mas probable es que lleves una mejor vida pero no quieres irte tu familia, tus amigos y hasta las comodidades te amarran a el país.

    Aunque uno desea irse cada vez que te detienes a pensar una sensación invade tu mente de que algo esta mal, no deberías y hasta no tienes por que hacerlo, no todavía, aun.

    No se como plasmar bien esta idea y la enorme carga que te conlleva solo pensarlo, yo me quede a medio camino, nunca decidí al punto de llegar a pensar que no era lo que quería aunque sabia que si me convenía.

    Me gusta

  7. Sencillamente Excelente.
    No sé si te ofenda de alguna manera lo qeu voy a decir, pero me parece demasiado Post para que estés saliendo del colegio y cursando la universidad, como intuyo por lo que leí.
    Debo decir que irme de mi natal Valencia a Caracas, fue un paso tan grande como el de venirme de Caracas a Panamá. En todos los casos es tercer mundo, pero you know what I mean.
    En cuanto a la manera de emigrar -sea con EF o por tu propia cuenta- me parece que estás subestimando un poco a los valientes que tuvieron las bolas de hacerlo. Conozco muchos hijitos de papi y mami que tienen todo para irse en la mejor condición y simplemente se quedan porque “Valencia es lo máximo” y no quieren salir de su burbuja inflada de puro clasismo y come-mierdismo…un simple disfraz de sus inseguridades, como las de la fulana Ines.
    Yo, por lo menos, decidí venirme en condición de expatriada de una trasnacional con todos los beneficios que eso implica, pero hasta con este grado de comodidad donde absolutamente TODO te lo hace la compañía, te das cuenta que “nada es tan sencillo como parece”. Así que todo el que tenga las bolas, para mí tiene mérito.
    Muchas suerte en tu aventura y felicitaciones por tan buen Post. Probablemente lo difunda por ahí a mis amigos inmigrantes.
    Cheers!

    Me gusta

  8. Tenía mucho tiempo sin visitar tu blog, y me alegra haber vuelto justamente para leer este post.

    Discúlpame por la tremenda cursilería que voy a decir, pero es que no se me ocurre una mejor manera de resumir la impresión que me causó tu post: Emigrar te ha hecho una mejor persona.

    Me gusta

  9. Creo más en estas historias que en las que pintan todo muy bonito por miedo a no lucir exitoso… Tipo: “Llevo dos años aquí y ya tengo carro y casa propia”. Bien por ellos, pero me interesa saber esas pequeñas derrotas o victorias que a diario se viven.
    En mi caso, yo me fui a vivir a CCS hace algunos años (vivía en Puerto Ordaz) y, aunque estaba en mi propio país y en situaciones que para muchos podrían sonar como privilegiadas, me tocó enfrentarme a un mundo totalmente nuevo para mí: el de la independencia. Y “pasar roncha”, como decimos en Venezuela no fue fácil, pero me endureció el carácter, me hizo madurar y me hizo ser mucho más agradecida con las pequeñas bendiciones que otros dan por hecho.
    Emigraré, y sé a lo que me enfrento. También sé que será mucho más fuerte de lo que pienso… Por eso me fui un mes y medio primero, a ver #quesloques.
    Saludos, Mauricio. Gracias por tu post.

    Me gusta

  10. Tengo dos años en USA y he llevado trancazo parejo, desde no tener por días ni 25 centavos en el bolsillo hasta vivir en un auto que debía parquear en un lugar distinto cada noche más asustada que nada, mil cosas, quizás lo más jodido para mi es ser pobre, en Venezuela nunca lo fuí, yo salí huyendo del país por circunstancias muy especiales relacionadas al gobierno y aunque he llorado lágrimas muy amargas por un drástico y muy fuerte puñetazo a la cara con todo lo vivido en estos 2 años, hoy en día sé con certeza de qué estoy hecha: de un guáramo del que jamás imaginé estar hecha.

    Emigrar no es para todos, tienes que ser un duro para echarle bolas a la situación y no desfallecer.

    Leer tu post me hizo sonreír, llorar y cagarme de la risa y lo resumiré así: Estos desteñíos nunca podrán con tanta sabrosura, con el Volcán de América Argenis Carruyo nunca entenderán tanto sabor: “Cuando nos conocimos te dije que yo era parrandero y tu me contestaste eso no importa yo a ti te quiero, me gusta el bonche y el trago fuerte, me gusta el juego y la serenata, andar de farra con mis amigos, ver la sonrisa de una mulata”.

    Cuando necesito fuerzas, escuchar vainas como el raspacanillas que me hace recordar de dónde vengo y de la madera de la que estoy hecha.

    Gracias a @zeitan por enviarme aquí, grandes tus reflexiones sobre emigrar.

    Por cierto, para mi nada como una frescolita chamo.

    Me gusta

  11. Jamas me sentí tan identificado con un post sobre ser emigrante venezolano. Olvidaste mencionar que no debes escudarte en otro venezolano cuando estés fuera de Venezuela porque quizá este en la misma condición que tu o ya paso por eso y no quiere tener una garrapata adherida a su cuerpo.

    Es difícil, sobre todo cuando te toca convivir con otros latinoamericanos.La verdad es que antes hubo otros venezolanos y aprovechándose del mismo idioma, los mismos rasgos culturales y la buena fe, jodieron a otras personas; podrás notarlo cuando dices ser venezolano y arrugan la cara en señal de molestia. A eso debemos añadir el hecho de que hubo otros diciendo: “yo estoy aquí de vacaciones”, si estas de vacaciones, estas de vacaciones… que haces tratando de engañar a los demás cuando tu ropa esta toda mojada por un delantal de dishwasher? Sé honesto, principalmente contigo mismo!

    Recomendaria este manual para cada hombre y mujer (porque es una decisión adulta) que quiera irse del país.

    Saludos y muchas gracias!

    Me gusta

  12. Creo que todo venezolano emigrante debe echarle un “ojo” a esta publicación. Es sencillamente maravillosa y la volveré a leer todas las veces que necesite una vez que me haya ido.

    Mis sinceras felicitaciones!

    Me gusta

  13. Comparto algunas cosas, y otras cosas no. Pero lo interesante es saber que no soy el único que se peinó sobre una superficie brillante (el reflejo de la ventana), y lo peor es cuando te das cuenta que alguien te está viendo desde afuera!

    Me gusta

  14. naguaraaaa! vi este post en fb lo compartio un pana, lo lei completo como nunca leo nada! me emocione, se me hizo nudo en la garganta, que arrecho que essss emigrarr!! se sufre pero se goza!

    me fuy pa buenos aires arg, estube dos años y por quedarme sin real por andar soñando con el arte hoy estoy de vuelta en venezuela, soy de barquisimeto, jure mas nunca viivr en caracas, pero hoy me toca por busines volver a esa ciudad extremadamente sin igual!
    Estoy suuuuper feliz de esar aqui nuevamente, de comer de todo, de ver a cada instante porque estamos como estamos pero me rio, me causa una sensacion de pertenencia que aunque este pais no tieen compon mas nunca, aqui estoy, reuniendo para volver a emigrar a otro pais en busca de nuevas aventuras.
    relfexion final: la unica forma de que los seres humanos nos hagamos concientes, es viajar, vivir en otro pais, conocer, seguir viajando. Solo asi se salva este mundo, osea. el munod se va acabar 🙂

    asi que esta noche me tomo unos rones, bailo salsa y sudo bastante, voy a estar pendiente por si me siguen de regreso a casa, y voy a dormir pensando en: que voy hacer mañana?

    Me gusta

  15. jajajaja que buenoooooo, bueno despues de leerlo aun sigo con las espectativas y las ganas bien grandes de irme… nada me para… pero muy sabios tus concejos y los tomare MUY en cuenta, porfa cualquier otro concejito diganmelo me ire a buenos aires!! gracias

    CONTACTOS:
    http://www.facebook.com/kry.marqz
    http://www.facebook.com/home.php#!/kry.marqz
    the_best_kry@hotmail.com
    PIN: 20A6931D

    Gracias!! un abrazo se les quiere…

    Me gusta

  16. Con solo 4 meses en Sydney comienzo a evidenciar que muchas veces no concientizamos este tipo de cosas a menos que las escuchemos o leamos de otras personas.. O simplmente aun estamos muy ocupados con otras cosas para pensar en eso.. Pero solo puedo decir “Muy acertado!” Y me hubiera gustado leerlo antes hehehe
    Saludos

    Carlos. Un vzlano en Sydney

    Me gusta

  17. OK, lei esto hace una semana y me he tenido que tomar el tiempo para digerir un poco y para pensar bien lo que voy a escribir porque no queria derramar la chorrera de sentimientos que este post me hizo sentir, si no, tratar, de seguir la linea del autor escribiendo cosas utiles que alguien que quiere/planea/o apenas va saliendo de Vzla necesite saber.
    Llevo 6 annos viviendo en NY y estas son algunas de las cosas que puedo remarcar sobre mi experiencia.
    GEOGRAFIA: Yo creo que los venezolanos sabemos donde queda nuestro pais, cuantos estados tiene, sus nombres y capitales! Y me enorgullezco de eso. La gente pregunta que donde carajo queda Vzla, que tan grande es y cuales son los paises que lo rodean. Acostumbrese a la idea de que muchos no sabran ni mostrarte en el mapa, pero usted SEPALO! Sepa tambien a donde se esta yendo, no los nombres de todos los estados y sus capitales, pero saber donde estas parado es muy importante. Sobre todo porque es probable que conozcas gente que vive en los paises vecinos, en los estados vecinos y se te abren muchas puertas si puedes ubicarte en el mapa y demostrar que aunque no eres de ahi estas en la capacidad de moverte! La competencia se triplica cuando sales de tu propio terreno y hay que ser inteligente para poder conquistar otros!
    POLITICA: Ya que no han tocado este tema, yo no quiero crear polemicas, solo quiero expresar mi opinion sobre esto cuando uno sale de Vzla. Las pocas veces que alguien haya reconocido Vzla cuando digo de donde soy es por el Presidente que tenemos. Si eres “rajao” de un solo lado, bueno, preparate a debatir con alguien que lo mas probable NUNCA haya vivido en Vzla y que solo sepa por las noticias internacionales que se transmiten sobre el Presidente y sus acciones. Conoce la historia de nuestro pais. Te vas a encontrar con personas que lo defienden hasta la muerte y con tras que lo tildan de loco e incluso lo odian. Lo que yo recomiendo, se neutral. Tu estas donde estas y ya! Lo que pasa en Vzla es problema de los venezolanos (si, tambien te incluye a ti por supuesto)
    VIDA SOCIAL: Al menos en NY, uno no puede estar caminando por ahi y pasar por la casa de un “pana” y tocarle el timbre “pa’ver si esta”, ni llamar y decirle “estoy caminando por aqui por tu casa, sera que nos vamos a tomar un cafe?”; La mayoria de las veces la gente hace planes con anticipacion, como citas pues, pero con los amigos tambien. El ritmo de vida es diferente y la mayoria prefiere irse a su casa a descansar en vez de inventar por ahi. Claro siempre uno conoce alguno (latino) con quien podras hacer eso y uno se siente como “verga que loco lo que estoy haciendo”, parece hasta que fuera algo fuera de este mundo y especialisimo, pero no, despues de un tiempo a uno se le olvida que en Vzla eso se hace todo el tiempo. A el que le gusta hacer planes a ultima hora todo el tiempo a veces se queda sin compannia… aveces cuesta entenderlo.
    FIESTAS: Ah bueno, aqui ya se imaginan, porque si voy a hechar mis cuentos sentimentales. Ninguna fiesta es tan buena “como en Venezuela”! Los fuegos artificiales nada mas se ven en feriados nacionales y los tiran las autoridades, es ILEGAL lanzar fuegos artificiaLes (insisto, estoy hablando de NY) porque es navidad o anno nuevo o porque es tu cumpleannos y te provoco!
    Por ultimo tengo que decir que disfrute mucho leyendo este post, me rei llore y me volvi a reir!
    Gracias!

    Me gusta

  18. woao! que excelente este blog, gamas pense en todo lo que implica vivir en otro pais.
    Yo por mi parte me hubiera gustado ir a otro pais pero por como soy de nostalgico y apegado a las cosas no iba a poder.

    Los de los internados esos pienso igual que tu no se debe parecer en nada porque se debe estar eternamente encerrado en ese circulo que crea el internado.

    Excelente tu blog Mauricio, extrañaba sdaber de esa sierta negatividad que siempre te ha caracterizado XD, espero que estes bien

    Me gusta

  19. Mauricio, me encantan tus posts, y tan sólo te he descubierto hoy. Sin embargo, tengo varias cosas que decirte con respecto a esta entrada:

    Más que consejos, yo los veo como desconsejos. En primer lugar, tú desde luego no debes llevar mucho tiempo en Portugal, porque piensas exactamente como yo lo hacía los primeros meses que llegué a España. Te cuento, y a la vez te doy mis propios consejos:

    Ni somos los reyes del mambo ni tenemos una sabrosura inigualable. De hecho, quienes más la tienen son los dominicanos, que nos dan tres vueltas bailando, y ya las ves a todas trabajando en una peluquería sin permisos. No veo coherente mantener un sentimiento de pertenencia exagerado contrastándolo con el ambiente “europeo” (lo coloco entre comillas por algo que te diré luego); si de verdad quieres empezar a valorar dónde estás y con quienes estás, cambia ese Billo’s por un Bailinho da Madeira (por poner algo que se me ocurre). Integrarte y mezclarte con la gente no significa perder tu identidad nacional. De hecho, creo que ni porque lo intentes con todas tus fuerzas vas a dejar de tener el criollismo dentro; así que al menos dedica tus fuerzas en relacionarte con el medio que te rodea. Yo, por ejemplo, tenía un handicap muy grande con respecto a la historia española, y lo que hice fue leerme dos libros de Historia de España, y así no quedarme K.O. cada vez que alguien hace una referencia a la Segunda República o a los pantanos de Franco. Si vas a vivir en otro país rememorando todo lo que hacías y lo que ya no tienes, sin preocuparte por la cultura local más que para criticarla, lamentablemente creo que la experiencia no llegará a buen término. Es eso, eso que te acabo de decir, y tener porte. Lo demás cae por su propio peso.

    Y con relación con lo que acoté entre comillas, pues te digo una cosa: no generalices, no nos vengas a decir que Portugal y sus instituciones son equiparables con lo “europeo”. Quizás sí desde el punto de vista geográfico, pero cuando empieces a hacer lo que todo emigrante hace (viajar low-cost por Europa) te irás dando cuenta de que vives en el culo de Europa, literal y metafóricamente. Tan solo lo notas cuando cruzas la frontera y llegas a España. Europa es en su conjunto un continente con países extremadamente organizados, y donde el ciudadano medio posee una cultura de estándares bastante altos comparados con el resto del mundo (aunque te afanes en decir lo contrario de los portugueses, que puede que sea cierto, porque al fin y al cabo, no ha sido un país precisamente destacado en ámbitos educativos).

    Y algo muy importante que no añadiste: tu nuevo círculo de amigos. Quien te diga algo sobre tu procedencia que resulte evidentemente ofensivo, es una persona que no deberías mantener a tu lado. No porque esto signifique que actúe de mala fe, sino que es un claro indicio de su corta cultura. Y no hay nada peor que tener que relacionarte con gente que no está ni remotamente a tu nivel intelectual. No te enganches respondiéndoles y haciéndoles caer en cuenta de lo racista de su carácter, porque nunca lo van a aceptar: por eso muchos votan a la ultraderecha, porque son los que dicen las cosas que ellos piensan pero que no se atreven a decir. En fin, por donde iba… Gente valiosa hay en todos lados, y aunque cueste encontrar ese alfiler dentro del pajar, no es imposible. Haz que tu vida en Portugal sea nutritiva y no un constante luchar contra la corriente, porque definitivamente terminará por agobiarte y convertirte en un resentido (aunque se tenga toda la razón para serlo).

    Un saludo.

    Me gusta

    1. Excelente tu opinion Manolo. Perdonad no tengo espanol en este teclado. Me enoja pero no me sorprende que la mayoria esta de acuerdo con este Blog. Llegue por un link que me envió mi hermano, y simplemente no pienso igual, respeto la opinión, más pienso que emigre por el tipo de comentarios que son el 100% de lo que aquí he leído. Se puede ser venezolano en el exterior y a la vez un ciudadano del mundo sin traumas y sin este montón de “consejos” para los criollos.

      Me gusta

    2. Tus consejos me parecen acertados, el periodo de adaptación es importante y como principal consejo mientras menos te comas la olla mejor, porque nuestra propia mente pasa a ser nuestro peor enemigo, por eso si vas a dar ese paso debes hacerlo desde la perspectiva de que ya tienes la cabeza bien amueblada y que estas convencido al 100% de que eso es lo que quieres sino ni lo intentes, al dejar tu país harás cambios significativos en tu dinámica de vida desde todo punto de vista y te dará un bagage personal, cultural, social y espiritual impagable que te acompañara por el resto de tus días, rodeate de gente positiva y lo negativo echalo pa’ fuera pero ya!!!!

      Me gusta

  20. Hola Mauricio, como estas? te cuento que quede encantada, me rei un mundo y lo disfrute, incluso lo publique en mi Face (o sea) porque con la creatividad con la que expresaste una realidad tan heavy como esa es digno de compartir.

    Felicidades, exito y me supongo que ya a estas alturas andaras mejor.

    Abrazo desde Venezuela!.

    Me gusta

  21. Guardare esto que escribiste porque se que me hara falta leerlo de nuevo, quizas para levantarme el animo para lo que viene. Muy bueno de verdad. Lo he compartido con mis amistades porque se que en algunos tambien generara ese efecto

    Me gusta

  22. en mi caso siempre le vi el lado positivo a todo. Nada mas el hecho de despertar en USA (y aun lo siento asi despues de 10 años) es para mi un privilegio. En mi caso de toda la vida me queria ir, el Chavismo hizo la decision aun mas facil, y cada vez me alegro mas de haberme ido, el pais que dejé simplemente ya no existe, lo que sea que tienen ahora da verguenza lamentablemente.

    Mi mejor consejo quizas es, vive el momento, vive tu nueva realidad al maximo, lo pasado, pasó, nada haces con andar pensando en venezuela, capitulo cerrado, te queda un mundo nuevo por recorrer, un monton de gente miles de veces mas interesantes con muchas otras cosas mas emocionantes en sus mentes haciendo miles de vainas que jamas viste a otros ni pensar en venezuela. lamentablemente nuestro paisito es demasiado indio todavia, y con estos gobernantes no tengo esperanza de mucho futuro por alla.

    y dejen el drama, cualquier situacion mierdera en la que esten inmediatamente despues de emigrar no va a durar para siempre y deben utilizarla como el mayor motivo para salir adelante, veran que se superaran mucho mas rapido que las personas del pais a donde fueron, los immigrantes que somos inteligentes, pilas, con ganas de superarnos les llevamos una morena en echarle bola a todo con respecto a los nativos del lugar.

    eventualmente te casaras, tendras chamos, y todo sera super cotidiano, pensar en ir venezuela parecera tu peor pesadilla y no te hara falta volver (al menos ese es mi caso, creo que mi peor pesadilla seria saber que tengo que montarme en un avion mañana y tener que aterrizar en maiquetia, oh no)

    Me gusta

  23. Emigré y leo estoy y respiro tranquilo al darme cuenta de que nunca fui del montón y nunca seré del monto y sencillamente como siempre dije, “yo no pertenezco aquí”. Por ello se me hace difícil identificarme con una sola línea de tu escrito que, más que generalizar, entiendo que imprime una postura única y un punto de vista particular. Yo estoy más cercano a mí donde ahora estoy; en mí. En donde nada se extraña y todo se respira mejor. En donde compruebo que realmente todo quello nunca me gustó, ni la comida ni las costumbres. En donde otra mente que nació allá como una extraña encontró su lugar de expresión.

    Me gusta

  24. No me gusta,ni cae bien Budu,pero,si admito,que aprendi a escuchar salsa,y a bailarla,fuera de Venezuela,por ejemplo,al Señor Willie Colon.
    Ese post,esta completisimo,pero seguro ,el 70% de sus lectores,no comprenderan nada,ni creeran nada,porque total,fuera de Venezuela no hay caracas magallanes;)
    Depaso,aca el kilo de Güanabana esta a 9 €,y de Guayaba a 5€:D.
    Hace 4 minutos · Me gusta

    Me gusta

  25. Hola Mauricio. Lei tu publicación y me parece fino que hayas podido emigrar. Sin embargo tuve una percepción un poco agridulce sobre ella… no voy a juzgarte ni nada, porque cada quien tiene circunstancias de vida diferentes y al igual que tú emigré hace un año (a Francia), sin saber el idioma ni tener la nacionalidad y afortunadamente me ha ido excelente.. Sin embargo, discrepo en varias cosas contigo.. Creo que además del hecho de ser un adolescente (por lo que infiero en tu escrito), literalmente “saliste del cascaron”; y lo digo porque cosas como: “peinarse viendo un microondas” o no tener espejo, o que tu casa sea más pequeña que la sala de tu casa en Venezuela, pues, hijo hay gente que ha vivido cosas mucho peores. Afortunadamente tu familia te dio la oportunidad de no pasar por eso antes, pero personalmente te puedo decir que, por ejemplo me tocó por años vivir en una habitación de 13m2 con mi familia (de 4 personas, incluyéndome) en Venezuela, ya que no teníamos donde vivir (esto fue durante mi adolescencia, hace unos 10 años ya); aunque mi familia nunca dejo de pagarme mi buen colegio, cosa que les agradeceré toda mi vida ya que gracias a la educación que tuve, logré entrar a la UCV sin palanca, graduarme con honores y llegar a donde estoy. Hay cosas mucho más importantes en la vida que un espejo; la comodidad se construye poco a poco, pero hay prioridades; de eso se trata madurar (a mi también me ha tocado, no te creas).. Pero en fin, luego de éste paréntesis sobre mi historia personal (que estoy segura que a nadie le importa), me alegra que ésta experiencia te haya abierto los ojos, te haya ayudado a conocerte más y salir de la burbuja de tu zona de comfort. En la vida, sea en Venezuela, Francia, Portugal o México hay que echarle bolas, tener claro lo que se quiere en la vida, luchar por alcanzarlo y ser humilde al mismo tiempo en el proceso (por humilde no digo “pobre”, ya que ese adjetivo ha sido mal empleado en Venezuela, me refiero a mantenerse sencillo y abierto a aprender de nuestros errores y aceptar que no somos perfectos)… Mucho éxito en Portugal y mosca con el Sr. Zé Figueira, no vaya a ser que por querer darsela de hipster y calentar la casa con chimenea, vaya a volar toda la cuadra donde vive jaja! Saludos!

    Me gusta

    1. Sandra, creo que lo que dice Mauricio (o al menos así lo entiendo yo), no tiene que ver con que lo malo – en líneas generales – sea peinarse en un microondas, sino con aceptar que uno al emigrar tiende a ver disminuida la calidad de vida. En su caso lo ve ‘reflejado’ en no tener un espejo ni siquiera y me parece justo el ejemplo, porque te hace pensar en las cosas que se dan por sentado todos los días. Aún cuando vengas de vivir una situación muy precaria en VE, en otro país siempre vas a ser extranjero y ya eso es suficiente para ver afectada tu calidad de vida. Simplemente no perteneces a ese sitio y nunca pertenecerás completamente.

      Sin embargo, sí creo que emigrar es un “salir del cascarón”, sin importar la edad que se tenga, porque inevitablemente cambias tu perspectiva de vida y creces en maneras en que quizás en el país propio nunca lo hubieras hecho. En mi caso y por mencionar sólo una de las cosas que he “descubierto”, está en ver la cotidianidad local (que abarca todo, desde el lenguaje pasando por la comida, hasta la forma en que se corteja) que se me hace tan extraña a ratos y me hace pensar si los raros somos los venezolanos o si son ellos, y entender en que la respuesta correcta es ninguno de los dos.

      Entonces qué costumbres elige uno seguir? las tu país o las del sitio que emigraste? En la práctica siempre habrá una mezcla de ambas, determinadas seguramente por las que resulten más prácticas o necesarias para socializar, pero tarde o temprano te saltan muchas preguntas, incluso la consabida “Quién soy?”. Siento que ser emigrante te quita pero también te da. Te eleva la percepción porque te da la ventaja de ver cosas que los demás no ven, y muchas de esas cosas son las que se dan por sentado, tanto por nosotros en nuestro país de origen, como los locales en el país destino.

      Me gusta

    2. Saludos desde Venezuela. Estoy interesado en emigrar desde aquí hasta Francia, estaba haciendo un poco de investigación y me topé con este post. Me gustaría saber si me puede ayudar con información acerca del proceso, muchas gracias. (ediazluporsi@gmail.com)

      Me gusta

  26. De todo esto me quedo una sola duda. Comiste perrarina?? Jajaja mentira mi pana. Excelente reflexion. Yo aun vivo en Vzla y no me he decidido a dar ese gran paso. Pero de verdad fue de gran ayuda todo tu escrito. Te felicito pana

    Me gusta

  27. cosas que quería escribir para comenzar. Aunque aún no me he ido creo que lo más importante es estar claro de que las cosas van a cambiar y que la adaptación no es un proceso fácil pero si rico en aprendizaje.

    Me encantó todo lo que escribiste y aunque tengo terror… Pienso que quizá eso pueda usarlo de combustible.

    Ahora informal, de pana, que buena te quedó y no lo digo porque yo también coma pasta cruda y no me guste la frescolita sino que… Es algo que buscaba para leer y decir “Ok, bueno ya, saca esos ovarios” aclaraste muchas dudas y aunque me deprime lo de la Univ lol trataré de hacerlo lo mejor posible, me encanta trabajar, horrible, me obsesiono quizá en eso no tenga problema hahaha pero sí que no me gusta socializar por alguna razón no se me da, me muero de la pena, en fin! Buenisimo espero también dar indicaciones y todos lo demás en 3 idiomas hahaha.

    Saludos desde Valencia (Sembrare un árbol en el Casupo ya que he comida perrarina)

    Me gusta

  28. SIIIIIIIIIIIIIIIIIII, TODO CIERTO, YO ME FUI A VENEZUELA.LLEGUE HACE 34 AÑOS,LLEGUE AL PARAISO, AUNQUE AHORA LA GENTE SE VAYA, Y PEOR AUN LA
    GENTE SE VA, EMIGRA AL LUGAR DE DONDE VINE Y ESO LES ENCANTA:WO WO WO!!!!!!!!BUENO, SON GUSTOS………………VENEZUELA ES LO MÁXIMO, CON TODO Y
    TODO SON LA MEJOR GENTE, EL MEJOR PAIS, ETC.CLARO EL PROBLEMA ES EL GOBIERNO, COMO EN TODOS LADOS,EN FIN.EN FIN TIENES RAZON, IRSE, CAMBIAR DE LUGAR, IDIOMA, GENTE, CLIMA, COSTUMBRES ES GENIAL Y ES LO UNICO QUE TE CULTURIZA, TE CURTE HASTA EL ALMA,SUERTE MAURICIO, PERO NO CAMBIO A VENEZUELA POR NADA, AQUÍ ESTOY Y AQUI REZO PARA QUE NOS QUEDEMOS TODOS A CREER EN ESTA TIERRA.DIOS ME OIGA Y A TI TE ACOMPAÑE

    Me gusta

  29. Muy bueno, lo leí completo desde finales de año he pensado en salir a vivir a otro país al menos por un año y tener esa experiencia se que no es fácil más si no tienes familia en ningún otro país pero con trabajo duro y mucha fuerza estoy seguro que se logra.

    Me gusta

  30. Epa chamin…lo lei completo…espero que las cosas mejoren para ti. La nostalgia te mata.

    Asumo que estas en España o Portugal….creo que es mejor ir mas al norte, alli si son diferentes las cosas…
    El sur de Europa es latinoamerica medio ordenada.

    Pasala bien y suerte…

    saludos

    Me gusta

  31. Hola, qué tal personas, soy el autor… cuatro años después

    Me alegra (y es medio triste también) que este texto siga siendo relevante… Por otra parte, mirándolo todo en retrospectiva, algunas cosas que escribí en este texto no fueron ni las más maduras ni bien pensadas, pero eran mis impresiones como inmigrante virulento y adolescente y les tengo aprecio por eso, comprendo completamente porqué me sentía de esa manera…

    En fin, irse es una decisión difícil, pero es lo que más me ha hecho crecer en la vida… Véanlo siempre así, crecer duele -y eso está bien-…

    Saludos, y gracias por leer (todavía).

    Me gusta

  32. Mauricio me gusta mucho la forma en que escribiste ese texto. Es la primera vez que leo algo tan extenso en la red e incluyendo los comentarios. No he tenido, ni tengo en planes tener, la experiencia de irme de Venezuela pero la forma en que escribes logra sabiamente, con muy buen uso del lenguaje y la jerga local, transmitir esas vivencias tan propias, tan tuyas, que algunos emigrantes venezolanos han vivido, otros no. La decisión de irse es personal y se respeta; cada quien tendrá sus razones y sus maneras de reaccionar ante la situación del país y el irse es un derecho y una oportunidad que se pueden dar.
    Los seres humanos somos tan diferentes y estos comentarios que siguen a tus párrafos lo demuestran. No comparto las palabras de desprecio hacia nuestra tierra, que se asoman por allí, pues demuestran poca capacidad de ver y de apreciar separando la leche de la magnesia: es muy fácil decir que nada vale en este país cuando lo que realmente se está dando es la ceguera, la discapacidad de darle el valor a nuestra cultura, nuestra gente, la permanencia a la tierra por la que en otras culturas su gente lleva siglos luchando y defendiendo. Es más fácil ser ligero y superficial en un comentario no pensado, condimentándolo con superioridad que solo esconde ignorancia y visión corta. Mi país es mi país y solamente aquí me verán como compatriota y eso tiene un valor y es una circunstancia que no se adquiere con una visa al cambiar de espacio, pues en el extranjero seremos solo eso: extranjeros. Celebro el que se pueda contar con apoyo de la gente amable cuando nos vamos a otras tierras, el que se dé superación personal y laboral que aqui y también allá dificilmente se logran, celebro el que se venzan tantos obstáculos y se tenga que sacar fuerzas de sí cuando no esté nadie a nuestro lado, pero el desprecio a mi tierra no. Quien quiera despreciarse a sí mismo que lo haga, que se rebaje, que se venda o como lo quiera canalizar; pero este pais vale con todo y su circunstancia. Si no fuera asi no tuviera las fauces de las fieras externas y los ojos de los buitres sobre ella esperando que se debilite más, festejando que nos desmoralizamos y que la menospreciamos para que la descuidemos, la subestimemos y se la pongamos en bandeja.
    Mi patria no, asi sin papel toilet,con los problemas de inseguridad que como todo problema tendrán solución, con los rollos de periódico abandonados en la aduana, con la escasez provocada o no, mi patria se respeta porque es mi casa. En otra “casa” si no pago el alquiler pasaré a ser sólo un indigente más.
    ¡Que viva Venezuela! Y les deseo mucha suerte a los que deciden probar un nuevo camino. Crecerán y aprenderán de la vida, mientras otros nos quedamos creciendo y aprendiendo a amar cada vez más a este hermoso país.

    Me gusta

    1. Me sumo al comentario del Sr. Arco Valeno, he recorrido muchos países de América y de Europa, no hay país como Venezuela y la gran diferencia la hace el gran capital humano que hay, difícil, por no decir imposible encontrarlo en otro lugar. También le deseo lo mejor a todo los que deciden o determinaron emigrar a otro país.

      Me gusta

  33. Hay personas que siempre estarán arraigados al territorio en el que nacieron y se criaron, especialmente si en su infancia juventud no viajaron a otros países y su primer viaje termina siendo uno tan importante como el de emigrar o si también vivieron en casa de Mamá y Papá y de repente les toca por primera vez independizarse. A estas personas no les recomiendo emigrar y seguramente es el caso del autor de este bien escrito ¨Manual¨. Sin entrar en detalle, me fuí de Vzla en 2001, sin los complejos, añoranzas y compulsiones que angustian tanto al autor. Lo primero que debes aprender es a nunca calcular los bolívares que te estas ganando… perdida total de tiempo. Lo que debes es trabajar, pues afuera casi todo es mas barato que en Venezuela! Hay otras personas, mi caso, que siempre supe que mi destino era viajar y hacer mi vida afuera, con ese enfoque simplemente la casi totalidad de estos ¨errores¨ obedecen a personas con un intenso conflicto: estoy, no quiero estar, extraño, porque me vine? Nunca se sabe con lo que te vas a encontrar emigrando, pero desconectarse de Venezuela ayuda un montuno a enfocarse en el presente.

    Me gusta

  34. Menuda sarta de sandeces, tópicos y trivialidades. Lo siento, pero encuentro el artículo bastante retrógrada, ofensivo e incluso con tintes de misoginia. Lo único que, personalmente hablando, me parece medianamente objetivo es el apartado de “no ser estúpido”, cuando hablas sobre la concepción que pueda tener cada quien de la realidad y además, vuelas sobre los prejuicios que acompañarán al venezolano (al menos los que haya llegado yo a conocer en el exterior) hasta el día de su muerte. Sin embargo, entras en contradicción: “…ten cuidado de no acabar como un chino de esos de mierda que no saludan nunca.”? Enserio? O mejor… Que no sean españoles, los reyes de la exageración? De verdad? (Ni siquiera cito textualmente porque sinceramente no quiero volver a leer ni una sola palabra más). Deberías repasar y editar algún párrafo del apartado antes mencionado, o al menos, reflexionar sobre la idea que tienes acerca de la estupidez, en vista de que, según lo leído, disfrutas tanto del autopsicoanálisis y el eremitismo.

    Ah! Y por supuesto, la única razón objetiva y no contradictoria que tienes y que encuentro es que desde luego que es una experiencia, pero para dilucidar el hecho de que lo sea no es necesario ser un ilustrado, ni mucho menos.

    En fin. Lo dicho: Menuda sarta de estupideces!

    Un saludo.

    Me gusta

  35. Chanfles me encantó tu relato… felicidades eres un duro escribiendo… me tuvistr pegada todo el texto ignorando a mi nena de 3 meses ( lo se, que madre tan mala) pero con la situacion del pais es lo que toca leer.. aunq creo que emigrar con un bebe no es viable. Saludos y exitos

    Me gusta

  36. Creo que deberias llamarlo mas bien un “Manual para salir de casa por 1ra vez” o “Saliendo del nido” sin importar donde estes las cosas que colocaste es lo que sientes cuando dejas de vivir con tus papas y eres responsable de ti mismo. Estar en otro país tal vez profundiza el sentimiento de inestabilidad, pero lo que listas no tiene que ver con ser emigrante sino con vivir solo, lejos del manto de los padres. Si hubieras vivido solo en vzla, hubieses sentido muchas de las cosas que listas en el post.

    Bueno tu post, pero el asunto es otro.

    Me gusta

  37. Que bueno lo que dijiste de los portugueses. Portugal es mi país favorito de Europa. De acuerdo con mucho de lo que dijiste excepto escuchar Budú. Me cuadra más Simón Díaz o Gustavo Dudamel dirigiendo a la orquesta de Lara cuando interpretan “soy desierto, selva, nieve y volcán”.

    Me gusta

  38. leí cada palabra y me ha dado un gran respiro hacerlo. Estoy a punto de dar un gran paso y artículos como éste dan ánimo a no desmayar. Gracias por compartirlo. A veces es difícil encontrar una perspectiva pegada a la realidad sobre qué pasará si lo hago y tu post ha puesto en claro muchas de las cosas de la que uno duda.

    Me gusta

  39. Muy buen post. Pero no estoy de acuerdo con muchas de las cosas que dices. Dime tú en la actualidad, ¿qué cosas positivas puedes sacar de Venezuela? NADA. Eso de extraño la comida es FALSO: no hay y la que hay es mala. Eso de extraño a la gente también es mentira: en Venezuela te atienden a la patada ahora mas que nunca no le paran “bolas” a nada, son antipaticos, estan amargados, es deprimente. En cuanto a la economia: es la peor, no hay nada bueno: hoy comes mañana no sabes, todo cambia. en cuanto a la seguridad: bueno, creo que no hay nada mas que agregar.
    Cabe destacar que vivo en España y pese a la crisis la gente es super amable, todo funciona y hay muchas cosas positivas.

    Me gusta

  40. Felicidades hermano.. sinceramente puedo decir que toooooodo lo que dices es totalmente cierto, te lo digo yo que viviendo en otro país al momento de irme de Venezuela me paso todo eso que dices. Es sumamente duro y difícil para por esas situaciones y no solo del estar en otro país, con personas de cultura diferente, sino estar en ese ámbito constante de soledad y afecto familiar al que siempre estuviste acostumbrado. Felicitaciones, siento que al leer eso que escribiste, lo hubiese escrito yo, reviví cada momento que pase los primeros días aquí en Buenos Aires.Algo que me pasa mucho, es q cuando veo a un chamo con su mama agarrado de manos, las lagrimas solas salen de mi ojos al recordar a mi madre el ser mas grande que tengo! Bueno hermanito de verdad es tremendo texto te felicito.

    Me gusta

  41. Coño, mas realista no pudiste ser. Excelente, de verdad.

    Yo, hace un par de meses estuve afuera de Venezuela unos 45 días totalmente solo “para ver como era la vaina”. Actualmente estoy a una semana de dejar el país -también solo- y a mis 20 años, sin mas ayuda que mi cupito cadivi y las ganas de echarle bolas. Literalmente estoy “quemando las naves”. De la experiencia de haber estado lejos durante ese tiempo, es que siempre me califiqué a mi mismo como alguien de “facil desenvolvimiento al hablar” y de que tenia un nivel alto de ingles, curiosamente las primeras veces que alguien se dirigió a mi para hablarme me quedaba totalmente congelado (sobretodo si era un negro, a esos carajos no se les entiende nada), daba una especie de nervio de que “no quería cagarla hablando”, pero es algo que se pasa poco a poco. Creo que un punto positivo y a la vez negativo, es tratar de ser tal cual uno es (obviamente sin llevar a ese país las malas mañas típicas del venezolano que te pueden meter en peos), con esto me refiero, que a mi parecer es mejor a tratar de que la gente de ese país con la uno se desenvuelve te agarre cariño por ser “el maracucho que le echa salsa a toda vaina o que habla durisimo todo el tiempo” a ser un “sebilluo imitador”, digo, es bien tratar de tomar lo bueno de otras culturas de vez en cuando, pero ver un carajo que se le nota lo venezolano a kilómetros de distancia hablarle en Ingles “para verse nice” a un cajero de walmart que se le ve a leguas que es latino, coño, se ve burda e ridículo. Aunque también tratar de usar el “encanto venezolano” es en parte negativo, ya que siempre se vera la parte del racismo. Es una vaina complicada. Pero se baje la calidad de vida, se lleve vaina, se extrañe a su gente, en fin, todos los altibajos que conllevan dejar el país, creo que hace crecer a uno como persona. Y para terminar, es normal comparar las vainas que no sirven de Venezuela con el país al que uno se fue, pero hay que hacerlo sanamente, al final de cuentas uno no sabe si toca regresarse algún día, y sería como “volver con la novia de la que uno hablo paja después de terminar” jaja. Sea lo que sea, uno ha tenido momentos felices en nuestro país, este jodida la cosa o no, hay que amarlo 🙂 De nuevo, excelente post hermano, te admiro. Exitos en tus cosas, saludos.

    Me gusta

  42. Son tan miserables como lo que escribieron, sencillos reproductores pagados tarifados del sistema capitalista y las ong del imperio gringo, jamas jamas podràn con el pueblo venezola no digno y libre y CHAVISTA. GO HOME.

    Me gusta

  43. Maurizio bro lei toda la publicacion. coye depinga ya que justo estoy pensando en irme a barcelona para el último trimestre de este año y ando justo en el peo de las universidades calculando los reales y esperando una plata para comprar el pasaje por que se que si no lo compro no me voy a ir, asi que eso es lo primero que voy a hacer, Gracias por el post esta bastante bueno

    Me gusta

  44. Absolutamente cierto lo de las universidades. Acabo de terminar un máster en la tan “renombrada” Complutense y, para ser sincera, les damos cuatro patadas en Venezuela. Yo ya tenía dos postgrados aquí en Venezuela y pensé que la cosa allá iba a ser superior. Craso error. Estudien primer aquí y luego vayan a trabajar allá. Imagínense que los profesores mandan textos en inglés y la gente se queja -o sea, jelou-. No pierdan su dinero en una educación malísima y sobrevaluada.

    Con la crisis, si eres estudiante y, latinoamericano, IMPOSIBLE encontrarse un trabajo. Ni de sirvienta sudamericana te lo dan -muchos españoles se están peleando esos trabajos-. Los que todavía están cómodos siendo desempleados, es porque reciben la ayuda del gobierno.

    De resto, no tuve mayores problemas con la gente y jamás me hicieron un desplante. Claro, yo también soy bastante fría e impersonal en el trato por lo que, tal vez, fue cuestión de personalidad. Creo que, en el fondo, muchos me temían. Eso sí, los amigos que hice, van a ser para toda la vida.

    De las habitaciones, ni hablar. Para lo que te alcanza el escaso presupuesto es para eso: una habitación con el baño compartido con otras cinco personas. Ni hablar de comer en la calle. Si quieres que te rindan los riales, tienes que comer siempre en casa y llevarte la merienda en el bolso.

    Nada de tratar de “panita” a alguien de autoridad. La “simpatía” latinoamericana está muy mal vista. Tienes que ser concreto, preciso y con una sempiterna cara de pocker. Confiar en la gente, ni soñarlo. Si te descuidas, te quitaron el dinero, la ropa, la dignidad y todo lo que se puedan llevar.

    Yo creo que, quien quiera emigrar, debería hacerlo. Total, siempre tiene el chance de volver. Hay cosas buenas y cosas malas. Lo importante es ir con pie de plomo, mucha frialdad mental y sacarse el mojón ese de que en el “primer mundo” todo es mejor. En muchísimas cosas, de “primer mundo”, nada de nada.

    Me gusta

  45. ¡Hola! Pues muchas gracias por compartir tu experiecia, me agradó mucho tu publicación. Yo estoy pensando en emigrar, tengo un buen tiempo pensándolo, pero a pesar de trabajar como una burra no he podido completar el pasaje y (ex) cadivi porque estaba pagando unos cursos y etc :/ eso ya cambiará este año 😀 a pesar de que pareciera que cada vez se hace más y más difícil todocon el cuento de las contínuas devaluaciones.. Uno no puede sino arrepentirse de no haberse ido antes :/
    Por cierto, creo que subestimas a los residenciadios. Déjame decirte que yo me fui de mi ciudad a Caracas y me ha tocado ser ‘la campesina’, vivir en habitaciones de 10m2, dormir sin sábanas, secarme con ropa al salir de la ducha, no cenar (y para nada por motivos ‘dietéticos’ porque en realidad soy bastante delgada), e incluso hacer tiempo paseando por la ciudad mientras veo dónde dormir -porque por X o Y me quedé fuera de la residencia o sin ella- En fin, sé lo que es peinarse con los dedos, contar las monedas para ver si te alcanza para el bus de regreso y sentir que en tu lista de propiedades no figura más que una maleta. Sé lo que es llorar por eso y luego encontrar, en eso mismo, la fuerza para levantarte y seguir.
    La verdad es que la casa de tus papás posiblemente pueda acogerte siempre -a menos que se odien, o que no tengas papás- aunque estés en Caracas o en Europa, pero uno, en Caracas o en Europa no está dispuesto a volver. De hecho, yo ni siquiera veo la casa de mis papás como ‘mi casa’ porque salí de ahí hace 8 años y ya no la siento mía. Esto de vivir en otra ciudad, aunque no sea para nada lo mismo que estar en otro país con otra gente que tiene otra cultura, también te ayuda a autoconocerte y a encontrar en tí fuerzas. Hasta le agarré amor a bañarme con agua fría , jaja -aunque no creo que en Europa pueda o piense siquiera en hacerlo-. Pero creo que la experiencia en general sí puede ser un buen abrebocas. A menos que seas una niñita de mami y papi 😛
    Yo pienso como tú “si no me voy, no me lo voy a perdonar nunca” y ya que sólo tengo una maleta, creo que si me va mal, al final podrá seguir teniendo mi maleta (a menos que me la roben en Maiquetía, jajajaja) pero ganaré también
    un montón de experiencias XD. ¡Besos!

    Me gusta

  46. Lo leí completico. “FELICITACIONES” de verdad excelente…
    A mi me fascina escribir solo que desde donde lo puedo hacer casi siempre hay algun fastidioso hablando y no me dejan… pero yo tengo una anecdota increible sobre emigrar…
    En el 2002 me fui de Venezuela para Italia, viví allí con mis 3 hijos menores de edad (12, 11, 2) durante 10 años… lo que tengo que contar sobre esa experiencia le pondría los pelos de punta… actualmente estoy en Venezuela… ya tengo 4 años aqui… diossss y luego de leer todo lo precedente a mi post… quedé loca…
    Ya llegó un fastidioso a interrumpirme… en estos dias les cuento…
    Saludos…

    Me gusta

  47. Muy bueno el post!! Yo Acabo de llegar a Dublin sola y sin NAIEN con quien pueda por lo menos ponerme a llorar cuando me entre la nostalgia, mi nariz es un grifo todo el dia tambien. Y en resumidas cuentas estoy bien Cag*#da!! Jejeje

    Me gusta

    1. Pa’allá voy! En Abril! También estoy cag”·$da, y leo ABSOLUTAMENTE todo lo que hable del exterior, compulsivamente, pensando que me va a ayudar..Estoy convencida que al final tendré que vivir mi propia experiencia, y será diferente..pero mejor sentirse un poco acompañado…También, cualquier consejito local, MUCHO sabre apreciarlo!

      Me gusta

  48. Todos estos sentimientos y perplejidades no le ocurren sino a mis compatriotas particularmente porque Venezuela no ha tenido fronteras con ningún país al que pudiera considerar digno de emulación en lo que a preocuparse y tratar a sus ciudadanos con decencia se refiere. Los venezolanos hemos sufrido, desde la época del petróleo de un vulgar “ombligocentrismo” y necesitamos un entorno, una burbuja, donde todos los que la habitan nos celebren lo que hacemos y donde celebramos lo que hacen los demás para que sientan estimulados a celebrar lo que los argentinos llaman nuestras “boludeces”. Una sociedad centrada en Facebook. Una sociedad del “mutuo elogio” como decía un difunto amigo nicaragüense. Es eso lo que nos da una sensación de “pertenencia” y de “raison d’etre” como dicen los franceses. Me pregunto si hay alguno que haya decidido irse a un sitio como las Islas Faroe, las Islas Mauritius, o Norfolk island, botar el tablet, la portátil, o el celular por el ojo de buey, y no volver a saber de una hallaca, una hallaquita de jojoto con chicharrón, y hacerse el loco cuando oye a algunos venezolanos hablando en un puerto, una estación de ferrocarril o un aeropuerto. ¿Habrá alguno que sea capaz de hacerse marinero mercante en un barco lleno de escandinavos, coreanos, hindúes, malayos, tailandeses o nigerianos y no hablarles de lo bella que es Venezuela? ¿Habrá alguno que se valiera de una doble ciudadanía para trabajar sembrando fresas, vendiéndole enciclopedias Collier a los Cherokee cerca de Murphy, Carolina del Norte, recogiendo botellas y latas, o haciendo de salvavidas certificado en una YMCA sin tener que buscar refugio en algún grupo de venezolanos con los cuales no hubiera pensado jamás reunirse? ¿Habrá alguno que siendo negro (aspirante a blanco en Venezuela) no le repugne vivir en las comunidades negras de Atlanta, Nueva York, Londres o Paris, y se sienta a sus anchas? ¿Habrá alguno que sepa quien es Benjamin Whorf, que es el relativismo lingüístico? Si uno vive diez años en Madagascar y se compenetra gustosamente con la cultura, la lengua y la literatura malgache, pueda que entienda lo que expuso Whorf, sin tener que preguntarle a alguien en Yahoo o en Facebook.

    Me gusta

  49. Echándole bola, convencido de que la nieve es una mierda, de que el invierno no es tan frío y de que no me debe apenar extrañar el Diablito!!! Gracias por tu artículo! Cuando se pensaba que Venezuela no podía empeorar, arranca la peli de nuevo Reloaded!!! Gracias desde Italia!

    Me gusta

  50. ¡Excelente este texto! Yo en lugar de Budú, escucho a Gualberto Ibarreto a Juan Luis Guerra, jajaja 😀 ¡Gracias por este texto! Incluso una parte en particular me ayudó a darme contra la pared. ¡Gracias!

    Me gusta

  51. Este post es calorcito para el alma cuando estas a -17, luchando con la nieve y las memorias, y, pues, sí extranas comer pirulines en el trópico. Gracias, Mauricio. Increíble tu blog.

    Me gusta

  52. Realmente bueno cada consejo uno puede quedarse sin palabras y con muchos pensamientos dando vueltas en la cabeza para ti helaine riera lo único importante es que seguro ese no es tu apellido casi de la única forma que puedas estar feliz con tu revolución es que tengas un apellido de alguien que pertenezca al gabinete del gobierno de resto tu opinión de la Venezuela de hoy en día es solo un sueño en el país de las maravillas

    Me gusta

  53. Increíble como un poco más de tres años después, este artículo sigue teniendo vigencia. No te voy a decir que me convenciste, porque la decisión la tomé hace tiempo, pero es una época de mucha incertidumbre (el ¿me aceptarán? ¿me aprobarán Cadivi? ¿qué tan jodido será conseguir trabajo allá así sea limpiando mesas?) y creo que este texto es lo que necesitaba leer ahorita.

    Saludos y muchas gracias por estas palabras, Mauricio.

    Me gusta

  54. Este texto puede llegar a masas porque es lo que como venezolanos en el exterior sentimos; llevo 4 años en Reino Unido. Lo único es que le falta un poco en la redacción, sé que no soy hija de Andrés Bello pero pudiera mejorarse. ¡Felicitaciones!

    Me gusta

  55. me hizo mucho bien leer esto, me voy el 31 de este mes para malta a buscar otra vida ya falta tan poco y lo que mas hago es comer esas cosas que se voy a extrañar una vez en malta

    Me gusta

  56. Oye chamo qué post tan bueno el tuyo. Lo guardé ya para leerlo cuando llegue mi hora de partir (voy por la aspostilla y legalizacion, y el oscuro momento de terminar de reunir la plata). Solo queria darte las gracias por tomarte el tiempo para escribir esas recomendaciones, y plantear esos temas duros sancandonos unas risas. Suerte con todo, y ojala te vaya muy bien para que no tengas que regresar sino de visita y eso; algunos dirán lo contrario pero en mi opinion aqui estamos jodidos. Saludos desde Valencia tambien!! -por cierto, ni al casupo ni al Peñalver ya, por la inseguridad tan brutal-.

    Me gusta

  57. Excelente!!!!! De mis pocos sin palabras, cosas q citar mucha como “tu sabes si eres inteligente o estupido” “si estas con EF aceptas tus vacaciones” o “ese gordo buda sabe mucho” jajajajaja y nobsoy budista pero imagino es de lo poco positivo de conocery comprender el mundo y sus diferentes facetas mmmmm o “biban los leones” si esos ccs son muy brutos marico consejos mmmm graduarte de algo no le pares bola a eso te habla alguien con dos carreras q no sirven pa medio verga tengo compañeros q le falto oxigeno al nacer y son mas emprededores y existosos q donal trump eso solo lo exige “el padre pobre” “padre pobre padre rico” q hables tres idiomas asi uno de ellos sea mal español o malandro imitao pa q no te atraquen es mucho mas q un titulo de mierda ademas ahorita un medico se gradua en 3 meses si quieres te envio uno por mrw otro consejo ya deja de comer perrarina no seas marico y siembra el puto arbol coño esa verga la hacemos en primaria q? Faltaste todo esos dias q bolas.
    Ahora para q me critiques pues en Mayo de este año debia estar en el extranjero pero por ser el hijo perdido de la hija de chavez me rechazaron todos los cupos y perdi mas q la chevrolet con la recesión económica mis planes eran europa pero bueee lo intentaré de nuevo para este año me gustaria estar en canada

    Saludos y felicitaciones por tu publicación esta calidad

    Me gusta

  58. A pesar d q vivo en Venezuela todavia veo q tienes un blog bastante centrado sin tanta paja y mariqueras…creo q es mejor q panfleto negro y los demas, interesante

    Me gusta

  59. Creo que JAMÁS he leído todo lo que he pensado con respecto a emigrar, plasmaste cada una de las cosas que siento y que, estoy segura, sentiré, cuando leí la parte de “Simplemente sé que no me lo voy a perdonar si dejo pasar esta oportunidad” pensé que te metiste en mi cabeza, muchos éxitos en lo que te venga =D

    Me gusta

  60. Me vine en Julio de 2007 a USA (vine legal, mi esposa nacio aqui mientras mis duegros estaban en la universidad) . Y no me he arrepentido ni un solo dia. Hubo momentos dificiles (y bastantes) pero ahora ya todo esta mucho mejor, ya completamente establecido

    Me gusta

  61. Te felicito pana, excelente tu post… expresas muy bien y en nuestro lenguaje tus experiencias, de hecho me retracte en muchas cosas con mi experiencia en el exterior, muy cierto todo lo que dices aunque esa sea tu experiencia particular la podemos extrapolar en muchos casos. El año paso lo pase en el exterior y fue gratificante aunque con todas su adversidades uno saca esas experiencias del bolso mas pasado, el que se llena en las calles de Venezuela, y las pone a prueba, y si no tenemos experiencia en lo que se presenta sacamos la fuerza sino y nunca falta el pana que por facebook te dice; dale marico échale bolas no te vais a cagar ahora que estáis por allá mas lejos quelcoño ya estáis metió en ese peo no te vengáis, y bueno uno se anima y sale a matar la liga al día siguiente como es debido.. en fin mas allá de emigrar por un tiempo o para no regresar jamas a Venezuela, lo mas bonito de estar en otro lugar es ver que somos algo, somos nosotros, un venezolano puede reconocer a otro a distancia o por el simple vestir y caminar, es increíble pero es así.. yo mas que emigrar lo veo como viajar por largo tiempo somos gente del viaje y lo mas bonito de un viaje es el viaje al interior de nuestro ser y eso difícilmente lo logramos en nuestra tierra.. por ahí vi comentarios como que es horrible regresar a Venezuela, bueno con todo el respeto si no sienten nada por esta tierra que los vio nacer y dio de comer como una madre a sus hijos, pero a mi me toco regresar a hacer un par de cosas, y es sabroso es aterrizar y bajarte a comer una arepas, par de pastelitos con mayonesa, una malta y salir a comerte un perroclaliente todo alterao pensando que te van a dar 8 tiros jejeje. de verdad felicito a la gente que tiene el valor para viajar y conocer pero felicito tambien a los que tienen la conciencia para regresar y dejar un poco de esos conocimientos adquiridos afuera y compartirlos con todos los hermanos aquí para el bien de todos ya que tuvieron la oportunidad que todos no tienen.. pienso que nuestro país esta falto de cariño y ganas de arrglarlo indiferentemente de todo lo que este pasando. hay países que han vivido cosas peores a las nuestras y se han levantado de sus cenizas para ser grandes. felicidades a todos los viajeros del mundo y a la señora que viajo para Venezuela y se quedo tripiando una!!!. me encanto lo de las lluvias de pana que son mortales aquí!!! yo afuera me montaba en una bici escuchando desorden publico a rodar por Dublin!! No se junten con irlandeses terminaran alcohólicos y adictos a redbull.

    Me gusta

    1. El tipo trata de hablar tanto que al final no dice nada mas de lo que todo el mundo sabe, dice saber cosas que solo el cree que los demas no saben jaja… El cree que emigrar es solo irse a otro pais, hay tanta pero tanta gente que a ido a otro pais por trabajo (enviado por alguna compañia) o estudio que solo el cree haberlo hecho y haber pasado por las mil y una jeje… El creo que no sabe que cambiar residencia dentro de la misma Vzla puede ser para algunos un tipo de emigracion tambien… Pero bueno no entiendo lo que trato de expresar en su blog, si su frustraciones.? Sus consejos.? Sus cuentos de calle… anyway..
      Good luck…

      Me gusta

  62. No se… yo estoy de acuerdo que siempre un grado academico es mejor que ninguno siempre, sobre todo a la hora de emigrar pero a decir verdad en muchos casos un grado academico muy alto es un motivo de frustracion, ejemplo: Te vienes para aca con un doctorado y no vendras a lavar platos (porque no lo haras a menos que estes desesperado) pero siempre que vayas a una entrevista la gente te va a decir: Ah tienes un doctorado (cerraran el cv y te diran: bueno te llamaremos); o en el mejor de los casos no pones el doctorado/maestria y dejas tu licenciatura en el cv, y la gente te dice: ah si, tienes un bachelor (pero de -inserte aqui cualquier universidad que no sea Britanica -)… En mi caso con mi maestria ni la mencione, consegui trabajo en mi area pero como asistente y de alli trabaje mi camino hacia arriba porque si algo tenemos los profesionales Venezolanos es que no nos quedamos abajo, nos costo mucho conseguir nuestro titulo y no nos gusta quedarnos abajo.

    Me gusta

  63. Coño….. Como empezar…..
    Lo que he leído ha sido como un cúmulo de vivencias, mis vivencias….. Comparto en mediana medida el artículo, más no alguna que otra vaina porque cada experiencia de emigrar es única.
    Lo cierto es que el 99% de los que salimos empezamos de cero, pocos llegan totalmente instalados y viviendo como un “pacha”, sin embargo, tiene más sabor a victoria ir consiguiendo cada milímetro de superación, ver que poco a poco vas “hechando pa’lante carajo”.
    Llevo ya un coñazo de años fuera y volviendo la vista, valió la pena.
    Lo único malo, realmente malo de todo esto, es tener una idea de que todo lo que dejaste quedo congelado en el tiempo en una cápsula y te autoengañas de que lo conseguirás tal como lo dejaste. Cuando vuelves (de vacaciones por lo general y después de un buen tiempo) es ver que ya nada es igual. Todo lo ves distinto. Nada vuelve a ser igual. Y anhelas despegar lo antes posible al país que te fuiste.
    Bueno, es mi sensación que tengo. Aprecio la jerga venezolana tipo magallanera xD.
    Saludos a todos los “pañitas ” que andan por esta bolita de tierra tieandoselas de jodedorcitos. Comportense mariks. Como decía miguel angel landa, el de bienvenidos: “Hagan el bien y no miren a quien!”
    Un abrazo de este tequeño maracayero. 😉

    Me gusta

  64. Jajajaja este post me hizo recordar todo lo que pase hace 2 años anteriores. Por suerte me encuentro aquí en Varsovia trabajando en mi campo de conservación y preservación de archivos ya que me gradúe de Bibliotecologo en la UCV,al principio me costo mucho aprender el idioma y el estilo de vida que llevan en ese pais pero mi fue adaptando sin prejuicios y llenarse el cerebro de paj@

    Me gusta

  65. como anillo al dedo!! tengo siete meses en españa.. y esto es exactamente lo q me ha pasado… sobre todo con eso de lo q era y ahora soy. .. q bueno leer esto.. ya pensaba q era la unica q se sentia asi… es q m ha pasado de todo.. y ando en rollos d papels… y bueno entre otras cosas .. soy medico ya con 4 años d ejercicio.. m vine a intentar hacer el mir… pero yo creo q rambo se quedo corto con todo lo q m ha pasado…. leer esto me motiva… gracias!!!!

    Me gusta

  66. Wow… excelente nota.. muy interesante, todos tus comentarios han sido de mucha ayuda para algunas ideas en mi cabeza…. realmente un gran aporte en cada aspecto tocado. Mil gracias!!!!!

    Me gusta

  67. Felicitaciones por haber compartido tu experiencia y brindar consejos. Creo que es un post bastante cegado en situaciones personales y no es posible extrapolarlo a cualquier emigrante.

    Comparto tu visión de perseverancia mas lo demás me parece amarillista aunque sea una manera válida de expresar tu frustración y falta de capacidad de adaptación. La experiencia de emigrar puede ser tan mágica, impresionante y llena de cultura y emoción como triste, difícil y llena de obstáculos. En gran parte depende de tu capacidad para aceptar que el nuevo país no es Venezuela, que es diferente, que eres tu el que tiene que cambiar y aceptar a los demás en lugar de solo lamentarse por no estar en el país. Hay muchas cosas allá afuera que ver, que aprender, que disfrutar. El perro caliente te estará esperando siempre en Venezuela, mientras tanto disfruta de algo similar en ese país. Adáptate, superate, crece, disfruta.

    La vida puede ser triste y difícil o feliz y llena de retos. Ver el vaso medio lleno o medio vacío depende sólo de ti.

    Me gusta

  68. Me alegra decir que leo este post desde Londres, Inglaterra. Casi 4 meses de haber emigrado de Venezuela. Justo ayer estaba pasando por una crisis, causada por lo que describes en “cosas jodidas”

    Considerando que voy a penas por la mitad de mi shift en el trabajo, fue un placer conseguir este post en tan oportuno momento. Me hizo reflexionar todo lo que he pasado estos ultimos meses y aunque no ha sido mucho tiempo mi estadia en el exterior, puedo confirmar que todo lo anteriormente dicho es cierto.

    Facil no es y NUNCA sera.

    El post me ha puesto emocional. (repercusiones de la crisis de ayer, probablemente)

    En fin, excelente entrada y muchisima suerte.

    Saludos

    Me gusta

  69. Exito en todo lo que emprendas hermano, desde Valencia, me rei mucho con tu manual, honesto, real. A punto de emigrar, me comere unos pirulines, perro con todo en la lara antes de irme.

    Me gusta

  70. excelentes reflexión para los que estamos pensando en emigrar, en realidad cuento con muy pocos recursos para hacerlo pero algo lograre, si me gustaría que me respondieras que tal ves TÚ la situación en Europa para los latinos, especialmente para los venezolanos, oportunidades de empleo? que tramites necesito realizar para conseguir trabajo estando allá en España?, ya que las paginas que consigo siempre dicen lo mismo de la economía y calidad de vida y que no hay “trabajo”

    Me gusta

  71. Saludo soy gerson …excelente tu blog reí mucho.. Pero tienes razón ,grandes reflexiones…es como una buena lavativa para los mogoniaos y las actitudes erróneas de algunos de nostoros

    Me gusta

  72. Me gusto bastante tu publicación, es alentadora y con sabor venezolano. Me encanta la forma en que culturalmente los venezolanos nos apoyamos… es como que explicamos con pelos y señales mientras brincamos con desorden publico jajja xD gracias por tu experiencia.

    Me gusta

  73. Hola Mauricio. Me reí mucho con tu articulo y a pesar de que aun no me he ido. Pero me queda poco, me sirvió para darme cuenta de que no estoy tan perdida como pensaba. Comparto la mayoría de las cosas que dijiste, ya que si he estado afuera algún tiempo y fue cuando me di cuenta de cuan nacionalista uno puede llegar a hacer. Pero somos Venezolanos en alma y corazón y eso jamas sera malo, ni lo perderemos en ningún momento. Pero ciertamente la idea de emigrar en este momento es creo yo , la única y mejor opción para muchos. Gracias.

    Me gusta

  74. Hola, tambien ahora es que estoy leyendo tu experiencia Mauricio, que son agridulce. unas de las cosas que quiero saber por favor si en Portugal es verdad que la gente es muy generosa y si es por lo menos un pais donde si se puede conseguir trabajo de lo que sea para una persona que va con todas las ganas de trabajar y sin saber ni pito del idioma. Pero creo que cualquier pais es mejor que estar en mi hermoso pais muriendome de hambre con este Gobierno. Mi correo. ninaninavaliente@hotmail.com

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s